Asesinado Ayar Quispe, hijo del Mallku Felipe Quispe

image_print
Las misteriosas circunstancias que rodearon la muerte de Ayar Quispe, hijo del dirigente aymara Felipe Quispe Huanca, han despertado diversas voces en la sociedad boliviana. La indiferencia del mundo político ha hecho más dolorosa la pérdida de este escritor de 48 años. 
Texto de Pedro Portugal Mollinedo, director de Periódico Pukara (Publicado por ANF)
Entrevista al Mallku Felipe Quispe, en Diario El Deber
Entrevista a Ayar Quispe (2011) por Colectivo “Llajta Insurgente”, en Chaski Clandestin@


El intelectual Pedro Portugal, director del periódico Pukara, ha escrito el siguiente texto:

In memoriam de Ayar Quispe Quispe

Ayar Quispe

Ayar Quispe

El domingo 24 de mayo, a horas 15:00, en la Plaza Germán Bush de Alto Lima (ciudad de El Alto), fue encontrado sin vida Ayar Quispe Quispe, hijo mayor del dirigente indianista y ex ejecutivo de la CSUTCB Felipe Quispe Huanca, conocido como El Mallku. Ese día y esa hora corresponde al levantamiento del cadáver, pero no necesariamente al de su muerte. El certificado de defunción indica. “En hora aproximada de la muerte se registra la hora del levantamiento médico legal, ésta se determinará por investigaciones…”. Ese certificado fue redactado en la morgue de La Paz el 1 de junio, es decir, una semana después del levantamiento del cadáver.

Existen, pues, varias brumas y dudas sobre la causa y las circunstancia de la muerte de Ayar Quispe. Los familiares, en particular su padre, aluden causas políticas. Resulta curioso, por ejemplo, que a la víctima sus agresores no le hayan robado ninguna pertenencia y que su cadáver haya sido encontrado con sus manos aferradas a su último libro: “Indianismo-katarismo”. En todo caso, es cierto que Ayar murió salvajemente golpeado; el certificado de defunción indica como causa de la muerte: 1) Lesión de centros nerviosos superiores, 2) Hemorragia subaracnoidea y 3) Traumatismo encefalocraneano cerrado severo. Hay quienes, apoyados en esa evidencias, sugieren que previamente Ayar habría sido secuestrado y luego torturado.

Abonar una u otra hipótesis es arriesgado y, posiblemente, nunca se sepan las circunstancias reales de esa desaparición. Nos queda, sin embargo, una interrogante, en caso de que su muerte tenga móviles políticos: ¿Quiénes habrían tenido interés en la desaparición física de Ayar Quispe? Y sobre todo, ¿por qué?

Ayar Quispe, de 48 años de edad cuando su deceso, fue un militante indianista. Acompañó a su padre cuando éste era dirigente principal de la Confederación Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia, CSUTCB. En esas circunstancias su mente perspicaz e inquisitiva fue testigo de los conflictos internos al sindicalismo campesino en Bolivia, feroces e inclementes y generalmente impulsados por partidos políticos ajenos e, incluso, ONGs e instituciones de financiamiento, lo que le llevó después a escribir sobre el tema y publicar su primer libro (“Indios contra indios”, 2003). Junto a Felipe Quispe fue testigo de la disgregación del brazo político indianista, el Movimiento Indio Tupak Katari, MITKA. A la declinación de las posiciones del MITKA siguió un vacío que fue llenado por otros actores (generalmente “progresistas” que antes atacaban al indianismo) y por otras ideas, lo que actualmente se conoce como pachamamismo. Felipe Quispe tuvo el reflejo de no caer en ese derrotismo y alentó primero los Ayllus Rojos Tupakataristas y luego el Ejército Guerrillero Tupak Katari, EGTK. Ayar Quispe fue un militante activo en el EGTK, de lo que dejó testimonio en otro de sus libros (“Los tupakataristas revolucionarios”, 2005).

Sin embargo, ni a través de la CSUTCB ni del EGTK pudo el indianismo dirigido por Felipe Quispe y testimoniado por Ayar cumplir plenamente sus cometidos históricos: el poder les fue esquivo. El acceso de Evo Morales al gobierno de Bolivia fue, de alguna manera, consecuencia del anterior trabajo indianista, pero también su desilusión, al no haber cumplido cabalmente sus expectativas históricas. Fruto de esa reflexión fueron los dos últimos libros de Ayar (“Indianismo”, 2011 e “Indianismo-katarismo”, 2014).

Los últimos trabajos de Ayar eran reflejo de esa situación, tal como lo reflejan, además, los artículos que envió y que fueron publicados en nuestro mensual Pukara. De la misma manera que históricamente el Indianismo surgió como producto de la frustración de la Revolución Nacional de 1952, la parálisis del MAS en la descolonización prometida está generando una resurgencia de los planteamientos indianistas y kataristas, que quieren cumplir esa necesidad histórica. Las últimas reflexiones ideológicas de Ayar iban encaminadas en ese sentido.

¿Se mató a Ayar Quispe porque era el teórico de la lucha armada, de la guerra comunitaria de ayllus para la conquista del poder? Felipe Quispe está convencido de ello.

Indudablemente las ideas de Ayar Quispe lograron aglutinar y entusiasmar un importante grupo de nuevos militantes indianistas, sobre todo jóvenes. Esos nuevos núcleos, sin otra relación con la anterior lucha indianista y katarista que no sea la de Felipe Quispe y con una clara actitud crítica hacia el actual gobierno del MAS, seguramente jugarán roles importantes en el futuro, y en ello habría influido el pensamiento de Ayar.

Sin embargo, la rearticulación indianista katarista se da también en otros escenarios y con muchos otros nuevos actores, también en su mayoría jóvenes. Si bien en ellos la influencia de Ayar Quispe no es necesariamente ideológica, sí es patente en cuanto es referencia de ciertas pautas en las que se encaminó y que se muestran como sendero por el cual deben transitar los futuros militantes indianistas y kataristas, entre estas:

- La liberación de nuestros pueblos requiere una aproximación analística y racional de las causas de nuestra postración, alejada de los embustes pachamistas en sentido de que no debemos leer (ni escribir) libros, sino leer •en las arrugas de los abuelos”.
– Esa aproximación analítica debe concluir en una acción radical y contundente, cualquiera sea la vía que se elija. Ese quehacer está también alejado de los actuales clichés contemplativos y etéreos en los que algunos quieren encerrar a lo indígena.
– La descolonización no es la atomización de las autonomías indígenas ni las fábulas de saberes y esencial alternas, sino el ejercicio del poder en la sociedad contemporánea, tal cual esta es realmente, tomando siempre en cuenta la irreversabilidad del Tawantinsuyu y del Qollasuyu, como fenómenos sociales, económicos y estatales.
En este sentido, la muerte de Ayar no es una pérdida, es semilla que fructificará.



Felipe Quispe Huanca:
“Me está yendo mal; con mala suerte en la familia”

Ayar Quispe, su hijo, fue hallado muerto en una plaza de la ciudad de El Alto y, días después, tuvo que ir a reconocerlo en la morgue. Su mujer falleció a fines de abril de 2014, luego de una dolorosa enfermedad renal que la mantuvo atada a la hemodiálisis día por medio. Perdió antes a una hija.

Dolido por la reciente muerte de su hijo, Felipe Quispe admite que la mala suerte lo persigue, pero que no lo derrotará. Una enfermedad renal mató a su mujer hace un año.

Quispe dijo que no llorará a los muertos, a pesar del dolor que siente por su hijo Ayar

Quispe dijo que no llorará a los muertos, a pesar del dolor que siente por su hijo Ayar

_¿Otra vez golpeado por la tragedia, don Felipe?
Estamos tristes, es un dolor profundo, no era cualquier persona, él tenía una proyección bastante profunda para convertirse en un ideólogo, pensador del movimiento indio contemporáneo. Era antropólogo e hizo estudios de Medicina. Aparece muerto el domingo anterior en la plaza Busch. No sabíamos, pensábamos que estaba en casa de su mujer, recién este domingo la mujer nos dijo que no estaba y empezamos a buscar y lo hallamos botado en la morgue.

_¿Qué reveló la autopsia?
Que recibió dos golpes, uno en la sien y otro en la nuca. Tuvo hemorragia interna y murió agarrado de un libro, que nunca le faltaba, siempre leía. Un ladrón pudo sacar su ropa, zapatos, pero no era un ladrón.

_¿De quiénes sospecha?
Puede ser que venga del lado de nuestro enemigo, el Gobierno, y otro puede ser por el lado de la mujer. Son nuestras dos hipótesis, no empezamos a indagar.

_¿Cuándo lo vio?
Un domingo antes, él vivía conmigo en el campo. Me dijo que se iba a La Paz a hacer el trámite de su título profesional. Esa semana nos vimos por acá (La Paz), durmió en su cuarto en casa de mi hija.

Cuando volví a casa ya no estaba. Pensamos que se había ido con su mujer, ellos no andaban bien, él iba a visitarla y ella también iba al campo. Tienen un hijo que está joven. Con esa señora andaba no tan separado, ella es profesora, él escribía y trabajaba en labores agrícolas.

_¿El Gobierno?
Todos los libros de mi hijo hablan contra Álvaro García Linera. En una ocasión, la mujer de Raúl era candidata para vicerrectora de la UMSA. Los estudiantes vieron en su libro que delató sobre el EGTK, y ella perdió y no fue elegida. Puede ser que venga de ese lado, pero no sé a ciencia cierta. Son solamente hipótesis.

_¿El primer hijo que se le muere?
Ya perdí a una chica que falleció hace como tres años en la casa de su mamá por una enfermedad. Con la muerte de Ayar me quedan tres mujeres y dos varones, eran siete en total.
¿Su esposa también murió hace poco?
Sí, hace más de un año. Ella tenía una enfermedad renal y le hacían hemodiálisis día por medio. En una de esas ya no salió y ahora lo matan a mi hijo.
Muchos golpes…
Sí, me está yendo mal, con mala suerte en la familia. Habrá que aguantar el golpe, no retrocederemos ni lloraremos a los muertos. Veremos de dónde viene la venganza, eso yo busco, ya vamos a ver.

_¿No los acusa, pero considera enemigos y sospechosos a los que antes eran sus compañeros políticos?
En los 80 un amigo nos contactó con Álvaro y su hermano, diciendo que eran locos como nosotros y los conocimos. Necesitábamos tener un blanquito para hacer la recuperación de recursos económicos, para eso nos servían. Así hicimos suaves, sin un tiro de por medio.

_¿Recuperaciones?
Claro, asaltos. Los teníamos como papagayos en el hombro. Los vestíamos de militares, claro, blanquitos pasaban de oficiales y los policías se cuadraban ante el Álvaro, disfrazado. Así volteamos remesas de la Taquiña y Universidad de San Simón, en Cochabamba o de Cobee, en La Paz. Ellos se fueron con el MAS y nos traicionaron.

_¿Felipe Quispe ya es un jubilado de la política?
No, hermano, uno no muere en el ejercicio de la política



AYAR QUISPE QUISPE. En la Viva Memoria

Por Colectivo LLAJTA INSURGENTE. Publicado en Chaski Clandestin@

“Los artículos y cartas que se escribieron después de la muerte de Ayar, acentúan con mucha razón el aporte intelectual que hizo al pensamiento indianista, nosotros queremos subrayar el origen guerrero y subversivo de su pensamiento y su accionar consecuente en su militancia política. El periodo hermosísimo del EGTK, se visibilizo en su libro “Los Tupakataristas Revolucionarios” , que no es de ninguna manera la típica investigación k’ara intelectualoide de un “movimiento subversivo indígena”, sino mas bien, la memoria viva e insurrecta de una persona que estuvo en la trinchera de combate y que supo escapar a las garras del poder.”

El pasado 24 de mayo fue encontrado sin vida, y en condiciones aun no esclarecidas, el cuerpo del guerrero ex militante del EGTK, antropólogo e investigador Aymara e intelectual indianista Ayar Quispe. Frente a esta sentida perdida, como homenaje a quien nos revelo historias ocultas convocando a esta rebeldia continua, y a modo de seguir atizando el fuego de nuestra memoria, compartimos una entrevista realizada por el COLECTIVO LLAJTA INSURGENTE, en Cochabamba el 2011, en la presentación de la reedición de su libro “LOS TUPAKATARISTAS REVOLUCIONARIOS”.

A la memoria luminosa y viva de Ayar Quispe.

En la tarde del 23 de octubre de 2011, Ayar Quispe presento la reedición de su libro ” los Tupakataristas revolucionarios”, esa noche despejamos nuestras dudas sobre algunos acontecimientos vividos en el ceno del EGTK, la cárcel y la traición.
La presencia de Ayar Quispe y su padre, Felipe Quispe, el mallku, trajo para la pequeña militancia indianista en el valle de Cochabamba una alegría profunda , no por la presentación en sí, sino mas bien por la reflexión y la articulación con un movimiento indianista mas grande.

Los artículos y cartas que se escribieron después de la muerte de Ayar, acentúan con mucha razón el aporte intelectual que hizo al pensamiento indianista, nosotros queremos subrayar el origen guerrero y subversivo de su pensamiento y su accionar consecuente en su militancia política. El periodo hermosísimo del EGTK, se visibilizo en su libro “Los Tupakataristas Revolucionarios” , que no es de ninguna manera la típica investigación k’ara intelectualoide de un “movimiento subversivo indígena”, sino mas bien, la memoria viva e insurrecta de una persona que estuvo en la trinchera de combate y que supo escapar a las garras del poder.
Para que no muera en la memoria y en nuestros corazones. Para que inspire rebeldía.
jallalla Ayar Quispe!!!

La siguiente entrevista fue publicada en la revista “AWQAPACHA # 2″, escrita y editada por el colectivo “Llajta Insurgente”

AwqaPacha (A.P.) ¿Quién es Ayar Quispe?

Ayar quipe (A.Q): Ayar Quispe es un investigador, se ha formado en la universidad Mayor de San Andrés, ha estudiado antropología y también he sido militante del ejército guerrillero Túpac Katari, con Felipe (Quispe), he participado junto con este grupo en varias actividades político militares, también he sido activista del movimiento indio Túpac Katari cuando era niño en el año 1968, desde ahí ya nace mi interés en actividades políticas.

A.P.: ¿De qué temas nos hablas en tu libro?
A.Q.: Este libro, ha tenido el objetivo de contestar otros escritos que se han realizado, tu sabes que todo escritor, toda investigación no es parcial, tiene intereses bien definidas, ya sea para opacar al Ejercito Guerrillero Túpac Katari, mayormente se han dedicado a eso. Siempre favorecen intereses, en cambio viendo ese aspecto, yo he tenido el interés de contrarrestar esos aspectos y decir no, desmentir algunos hechos. Uno es por ejemplo que ellos decían, que lo hacían aparecer como el ideólogo al Álvaro García Linera del E.G.T.K. como el intelectual de este grupo, tu sabes que siempre valoran al blanco al k’ara entonces era eso.

Otros investigadores también han dicho que este grupo era Aymara-centrista, pero no era tanto así, esto estaba ramificado a nivel nacional, también estaba en Potosí, en Oruro, en La Paz, en Cochabamba, aquí se han hecho algunos actos guerrilleros también, teníamos militantes quechuas de aquí también. Tú sabes que aquí, en nuestra agrupación política militar era el 95% indios, el 5% eran blanco-mestizos. Entonces a partir de ese aspecto he empezado a hacer un esquema investigativo, primero ver como se originado ese grupo, cuales son su raíces, sus raíces parten del Movimiento Indio Túpac Katari.

Esta organización política se ha fundado en 1968, desde ahí empieza a posesionarse, ellos dijeron que teníamos que ir por la vía electorera sin desechar vía violenta, entones han tomado dos brazos, entonces si esto no sirve entonces tenemos que ir por la vía armada, esas dos posiciones teníamos como principio ideológico era eso la posición político india, y ya que ellos han visto que para el camino pacífico era infructuoso, han tomado la vía violenta y es por eso que nacen el 1984, Ya esa idea de desprenderse M.I.T.K. Ahí , el que ha encabezado es Felipe Quispe Huanca y el 86’ en Chuquisaca se funda el Ejército Guerrillero Túpac Katari, entonces ya toman enserio el camino armado, y así voy desarrollando, que acciones han tomado, tu sabes que son acciones de sabotaje, han derribado torres de alta tensión, han hecho sabotaje de gasoductos, oleoductos, a oficinas de partidos políticos, tu sabes que solo a través de ese medio, se han iniciado, como una forma propagandística .

A.P.: ¿Y por qué del excremento en las bombas?
A.Q.: Tu sabes que es como, una seña, aquí también tiene que ver mucho el simbolismo, tu sabes que el excremento se ha visto como algo malo, entonces una opinión sobre un partido político, era algo malo, entonces lo relacionábamos con los partidos políticos. Se han utilizado en La Paz por ejemplo, se han hecho 70, era una prueba y de los 70 solo han hecho 47 en los primeros actos, entonces voy así, describiendo después de hacer esas actividades, en 1991 el 21 de junio ya se inicia, ya sale a la luz pública como Ejercito Guerrillero Túpac Katari. Y ahí claramente se pone dos posiciones ideológicas, una la marxista que estaba a la cabeza de Álvaro García y la tupakataristas que estaba a la cabeza de Felipe Quispe Huanca.

Ya había distanciamiento, nunca se han conciliado entre estas dos posiciones porque son contradictorias y antagónicas, tanto el tupakatarismo y el marxismo, entones estoy poniendo a relucir en mi texto y aquí también pongo a describir que es lo que buscaban ellos (los marxistas), la conclusión que saco de ellos es que solamente han buscado la fama. Tu sabes que cuando estas preso si eres consecuente y has luchado por una causa sagrada pueden resistir ante las torturas, mucha gente de nosotros de línea tupakatarista han resistido, entonces ya se sabe que estaban totalmente luchando por esa causa, en cambio ellos, solamente han luchado por una fama no mas, y por eso rápidamente han empezado a declarar, a difundir nuestros secretos político militares que teníamos en esa época, y por esa causa también poco a poca se va desestructurando esta organización política, y van buscando a las personas claves de esta organización.

Ellos sabían todo, sabían los nombres, sabían las casas de seguridad, sabían dónde estaban ocultas las armas, sabían dónde estaba el dinero, entonces poco a poco se va desestructurando, van hallando casas de seguridad, van encontrando armas, van capturando dirigentes principales, entonces poco a poco se va desestructurando esta organización político militar. Y también voy relatando, tu sabes que siempre hay traidores, también de la parte india, como Benito Quispe, El también lo ha vendido, este compañero ha venido de tiempos del M.I.T.K. de 1978, hombre de confianza de Felipe (Quispe) y ahí vemos que, se lo considera como Benito, pero su nombre original es Ramiro Quispe, el ha traicionado, mas le ha valido el dinero que la conciencia. Y así, entonces, el 91’ caen en agosto y el 92?, poco a poco ya, tu sabes que siempre siguen al líder no, y como no habían otros líderes, entonces poco a poco mucha gente va deponiendo las armas, entonces así el 94’ ya empieza a desaparecer.

A.P. Una de las cosas que más me han impresionado de tu libro es la muerte de dos hermanos guerrilleros en el intento de volar una torre de alta tensión. ¿Hasta qué punto Raúl García Linera tuvo responsabilidad en eso?

A.Q: Tu sabes que siempre hay adulones, al blanco, al mestizo, entonces ellos siempre estaban arrimados a su lado, o sea eran indios arrimadizos, entonces esa fecha preparan un atentado , para Kellhuani y entonces, él (Raúl García Linera) era pues el especialista en fabricar la bomba , y este era a reloj , tenían su retardador ahí , él claro les ha enseñado como instalar en la torre, pero no le ha dicho, que en reloj ya estaba avanzando la hora, y ese día lo manda allá con la hora fijada, tenía que ser a las 9 de la noche, entonces como en el reloj todo estaba preparado ya entonces ellos, mas han confiado en instalar todo, cuando han chocado positivo con negativo han volado, pero es un gran error de Raúl García linera, pues como haber, tú crees que no va a dar esos pequeños detalles , uno no se puede equivocar .

A.P. ¿Qué sentiste cuando te enteraste que dos de tus compañeros habían muerto?
A.Q.: Ese día estaba buscado por la inteligencia del estado, estaba escondido en una de las casa del alto, cuando en la noche a partir de nueve y media se empieza a apagar las luces, y no sé, de por si me viene lagrimas de mis ojos, nunca sabe pasar así, parpadean mis ojos no es cierto , pero yo he dicho algo ha pasado, he dicho no es de por si no mas, mis parpados se mueven, y lagrimas también, cuando en la noche más tarde a las 11, 12 ya veo, no! al día siguiente, en la mañana ya empiezan a avisar (TV), no dicen que por inexpertos han muerto, si no, dijo pues que se ha caído la torre de alta tensión, entonces después de un tiempo hemos sabido que ha sido un error , todavía desde esa época ya había distanciamiento con nosotros, nunca actuamos juntos, no había una coordinación, ellos estaban por su lado y nosotros por nuestro lado, entonces nosotros, nos hemos apartado totalmente y después de un tiempo nos hemos integrado.

A.P.: Silvia M. de Alarcón dice que Felipe Quispe asumió una actitud separatista instigada por vos ¿Qué grado tenías tu en el E.G.T.K.?
A.Q.: No, habían grados ahí, yo era solamente militante no mas, solamente ahí funcionaba por células le decíamos tak’a ahí, cada tak’a estaba organizado por 4, 5, 6 personas, entonces cada uno tenía su grupito, entonces es por eso que muchos no hemos caído, yo tenía mi grupo hasta el 94’ hemos funcionado todavía haciendo algunos actos, y entonces para esas cosas hay que ser cuidadoso y cada célula tenía su responsable, entonces yo tenía responsabilidad en una célula, es por eso que no nos han capturado hasta el último , es mejor así, trabajar separado, y es por ello que yo no tenía tanto… nivel de mando en el E.G.T.K.

A.P.: Sabemos que los marxistas tenían complejos de superioridad frente al indio, y hasta ahora lo tienen algunos, dicen que va a ser obra de ellos nuestra liberación. La familia García Linera pertenencia a la dirección nacional del E.G.T.K. pero ¿Cuál era la verdadera influencia de los hermanos García Linera en el E.G.T.K.?
A.Q.: El año 1989 se designa, se hace una especie de convención o una asamblea en Alto Sopocachi en La Paz, en ahí se nombran quienes van a dirigir esa organización político militar, Estaba Felipe Quispe, estaba Fernando Surco, Luis Katari, Álvaro García Linera, Luis Katari era minero, los dos eran aymaras, el otro era de clase media, dese esa base, desde esa fecha, 4 años se ha encaminado la dirección nacional, lo que si ya desde que han tenido pleitos, desde que han caído ellos han empezado vender a la gente, cae Silvia Rivera en el año 1990, en el estadio Miraflores y desde ahí ya han tenido discrepancias, han empezado ellos designarse, se han auto nombrado, por eso digo más ha valido el sacrificio de hacer recuperaciones, que las designaciones por efecto del consenso, se han auto nombrado, poco a poco han ido desplazando, después ya se ha auto nombrado Raquel Gutiérrez, Álvaro García, Silvia Rivera, su hermano Raúl García también, han ido desplazando, no han tomado en cuenta pues lo que se ha designado en esa fecha, en Alto Sopocachi .

A.P.: ¿Y en qué grado debilito al E.G.T.K. el arresto de los García Linera?
A.Q.: Ellos sabían todo, como te dije la logística, ellos manejaban el campo económico, al final en eso nos hemos equivocado, teníamos mucha confianza en ellos, ahora recién estoy analizando, Raquel Gutiérrez tenía el cargo de administrar el factor económico, todo hemos confiado en ellos, les daban todas las armas, donde estaban las casas de seguridad, todo, entonces había mucha confianza en ellos, y no pensaban que les iban a traicionar y ese ha sido el gran error, tu sabes que sin armas no puedes hacer nada, como ellos tenían todas las armas también se han hecho quitar con la inteligencia y la gente nuestra los aymaras, los quechuas no teníamos nada, con unos cuantos mausers nos hemos quedado, con unas cuantas armas, ¿que ibas a hacer con eso, no?, ellos tenían armas automáticas y semiautomáticas y quizás eso haya sido el gran error, totalmente nos ha debilitado, teníamos mucha confianza, por eso decía el k’ara es k’ara no mas, el blanco es blanco no mas, mestizo es mestizo no mas, cualquier momento te puede traicionar, su conciencia no es segura, se van cualquier rato.

A.P.: Y después del arresto del mallku Felipe Quispe ¿empezó a morir el E.G.T.K?
A.Q.: Quizás, ya no había tanta fuerza, estaba debilitado, tu sabes que la arremetida del gobierno es grave, una especie de psicosis había, mucha gente era temerosa, ahí se ha visto hasta que nivel era su convicción, entonces habían compañeros que como estaban buscados piensan que les estaban siguiendo por detrás y en cada esquina se cambiaban de gorro, cambiaban de color, pensando que les estaban siguiendo, hasta ya tenían miedo comunicarse entre ellos, ya decían depongo las armas, tengo mi mujer, tengo mis hijos, quien va a cuidar a ellos, ya pues se han doblegado en sus lineamientos ideológicos, en sus principios más que todo, y otra gente se ha perdido, ya no quería hacer nada, y así es no poco a poco se va debilitando es que grave es la psicosis, es que ese momento ya cae el líder, cae mucha gente, les han torturado, dentro el C.E.I.P. Centro Especial de Investigaciones Policiales, viendo esa imagen, viendo eso, uno que no es fuerte entonces ya, piensa tomar otras actitudes y a ocultarse, deponer ya pues la convicción que tenían.

A.P.: ¿A tu papa le han torturado?
A.Q.: A mí no me han pescado, yo ya estaba en buen recaudo, a él sí, a él le han preguntado, tu hijo está aquí, ahí está su foto, le están buscando a él, entonces eso es a grandes rasgos que te puedo decir de todo.

A.P.: Por último ¿Cuál debería ser el accionar de las nuevas generaciones tupakataristas en esta coyuntura?
A.Q.: Quizás encaminar en lo que somos, indios por la liberación del Qullasuyu, buscar lo que es nuestro, rescatar nuestra historia, rescatar nuestro pasado histórico, nuestro pasado histórico es importante para construir el presente, el presente y el futuro, sin eso no vamos a hacer nada, quizás lo importante es también fortalecer, nuestra ideología, lo que es nuestro, el indianismo-katarismo quizás hemos sido muy descuidados en ese aspecto, nosotros tenemos pioneros indianistas como Fausto Reinaga, Guillermo Carnero Hoke, no solamente Fausto Reinaga es indianismo, también es Túpac Katari, de ahí nace, quizás la superación del indianismo es Túpac Katari, porque ha pasado de lo teórico a lo práctico.

A.P.: Tu despedida.
A.Q.: Quizás es importante meditar, seguir encaminándonos por el rumbo que nos han trazado nuestros antepasados, nuestros antepasados guerreros más que todo, no dejarse doblegar, ante las situaciones adversas, quizás eso nos falta, seguir adelante, hasta lograr nuestro objetivo, que es la liberación del Qullasuyu, del Tawantinsuyu es lo que buscamos.